Refranes populares viejos pero muy buenos

refranesysusignificado.net

Dicen que hay cosas que con el paso del tiempo se van poniendo mejor, y esto lo certifican algunos refranes, que merecen ser reconocidos por su longevidad y por ser muy oportunos en múltiples experiencias de la vida de muchos que acogemos a estas frases.

A quién no le ha sucedido que por descuidar algo lo pierde, porque viene otro que aprovecha la ausencia o la distracción y se apropia o se beneficia de algo que no le correspondía originalmente, en casos así, bien se aplica el refrán “el que fue a Sevilla perdió su silla”. Se dice que este es uno de los refranes más antiguos y también uno de los más repetidos, especialmente en España. En otras localidades lo han adaptado a sus regiones y no colocan Sevilla, pero igual mantiene su significado.

“A caballo regalado no le mires el diente”, este seguramente es uno de los mejores refranes de todos los tiempos, pues tiene que ver con la gratitud que deben tener las personas, nada más desagradable que alguien que recibe algo y aun así se atreve a criticarlo o poner mala cara, es por eso que desde pequeños, nos enseñan a ser agradecidos con lo que nos den, a apreciar y valorar la intención del otro que nos ofrenda algo, independientemente de lo que sea.

Siguiendo con los refranes viejos y además muy buenos por su contendido sabio y reflexivo, podemos citar “A buen amigo buen abrigo”, si bien los familiares deben ser las personas más importantes para un individuo, no tenemos la libertad de escogerla, así que debemos conformarnos con la que nos toque, no así con los amigos, y dependiendo de esa selección podremos tener personas muy valiosas o muy destructivas a nuestro lado, es por ello que hábilmente este refrán nos advierte sobre la gran importancia de buscar buenos amigos.

Muchas personas nos dan extraordinarios consejos a través de refranes, pero no siempre son bien acogidos, tal vez porque no son interpretados adecuadamente o ni siquiera se llegan a comprender, he allí la importancia de investigar el significado de refranes populares, porque seguramente nos lo dicen con la mejor de las intenciones, así que se puede sacar mucho provecho de ellos, al entenderlos debidamente.

Te sorprenderá la cantidad de refranes que vienen desde épocas lejanas, que se han estado repitiendo de una generación a otra, dejando buenos frutos en el camino.

Se han cerrado los comentarios